Desvinculación con el Complejo

Desvinculación con el Complejo
5 (99.69%) 130 votos

 Desvinculación con el Complejo

¿Por qué un complejo quiere tu semana de repente?

Se están evitando una demanda por nulidad con las consiguientes consecuencias económicas

 Después de años de engaños, el principal la compra; ¿no le sorprende que su complejo de multipropiedad esté “dispuesto” a llegar a un acuerdo con usted para que renuncie a su semana o que incluso sea el propio complejo quien se lo propongan directamente?

Póngase en el lugar del otro por un momento. En el lugar de su complejo de multipropiedad.

Si usted tiene una obligación de pago por un mínimo de unos 30 años más, si no es por toda su vida y la de sus herederos, ¿por qué de repente les interesa renunciar a ella? Hablamos de una media de unos 15.000 € por cabeza en el mejor de los casos. Si es para toda la vida, es imposible realizar el cálculo.

Ustedes pueden pensar que su complejo ganará más dinero alquilando por su cuenta su semana de multipropiedad. Les podemos garantizar que los complejos alquilan las semanas de los socios sin reparo, aunque sea imposible de demostrar de forma clara. Además, ¿cuántas semanas de larga temporada hay? Pocas, muy pocas en comparación con el resto.

Entonces, ¿por qué? ¿Por qué de repente una empresa les llama haciéndoles propuestas “súper beneficiosas” para ustedes que llevan toda la vida soportando una multipropiedad? Pues la respuesta es muy sencilla y tiene dos argumentos sencillos:

Se están evitando una demanda por nulidad con las consiguientes consecuencias económicas o mucho más sencillo: quieren vender apartamentos o el complejo completo y necesitan recuperar las semanas, en especial aquellas que están inscritas en el Registro de la Propiedad.

Si ustedes llevan años pagando religiosamente sus semanas y no tienen deudas (con una deuda la cosa cambia y se pierde todo el poder negociador), el complejo sólo quiere quitarles su semana porque le interesa. Es probable que aprueben derramas, que les digan que el complejo está al borde de la quiebra, que serán responsables de esa ruina tarde o temprano, que dejarán de darles servicios porque ya nadie paga, que dejen de hacerles la limpieza diaria, etc. Les irán poniendo problema tras problema para aburrirles y que se vayan, además pensando que han llegado a un buen trato.

Olvídense de pelearse por las derramas y las subidas del mantenimiento. Lo importante es la propiedad.

Si la empresa con la que firmaron el contrato de compraventa aún existe, soliciten la elevación a público de su contrato (firma de escritura pública). Deben de inscribir su semana en el Registro de la Propiedad. Es de los pocos derechos claros que recoge la Ley. No pueden negarse a hacerlo y el coste es bastante asumible. Esta situación es mucho mejor a la hora de negociar que si se tiene un contrato privado, aunque con un contrato se es igual de propietario que con una escritura.

Después, pidan una cantidad de dinero por entregar su semana y siéntense a esperar. Bueno, mejor contraten a alguien que tenga claro de qué se está hablando, conozca en profundidad la materia y sepa cuál es el margen real de negociación.

Si reconocen su situación en la descripción antes mencionada, no duden en llamarnos que les ayudaremos. Y, sobre todo, no firmen nada sin estar seguros de lo que están haciendo.

Llame al 900525939 para más información

 

Related Posts

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.